Publicidad

¿Quién pagará por ver MotoGP ó Fórmula 1 en 2014?

Es evidente que el estado para poder ver los grandes premios de MotoGP y de Fórmula 1 en 2014 va a cambiar y mucho con la irrupción del canal de pago Movistar TV. Este nuevo canal revolucionará lo que hasta ahora conocemos, basado anteriormente en la fórmula donde el telespectador no pagaba ni un euro pero era cliente potencial, y este disfrutaba de las retransmisiones de estos eventos. Esta opción del no pago por parte del espectador venía supeditada a que el canal obtuviese los derechos de retransmisión pagando por ellos y estos vendieran los espacios generados a las marcas que quisieran ver su imagen frente a sus clientes potenciales. Estos momentos congregaban frente al televisor a un share, audiencia, más que importante y reseñable, de ahí que las marcas pagasen llegado el punto cifras astronómicas para poder estar ahí.

Actualmente el mundo de la publicidad en España esta mas ajustado, en parte producto de la crisis en la cual esta inmersa el país, de ahí que ahora los patrocinios sean más complicados de obtener y más a cifras elevadísimas, inclusive aunque alrededor de la televisión se congregue una gran audiencia posible compradora potencial de productos. Por ello las cadenas o grupos de comunicación que compraron derechos de televisión a unas cantidades elevadísimas, influenciadas por la posibilidad de oferta de espacio publicitario que generarían los mismos, a día de hoy han visto que esas cantidades astronómicas son imposibles de mantener y más a fecha de crisis económica que vive el estado español. Este punto a hecho que otro grupo, Telefónica, haya apostado por una nueva fórmula que en principio revolucionará el panorama conocido, pero que en buena parte desagrada al telespectador que a vivido unos años importantes, en parte producidos por la bonanza económica que vivía el país.

Alonso

©Motor Vs Motor

Televisión de pago, ¿puede ser una opción?

Es evidente que a nadie le gusta pagar, máxime cuando las cosas pueden llegar a ser gratis, pero os vamos a ofrecer varios ejemplos que aunque no sean del agrado de muchos son una realidad evidente y constatable.

Primer caso fútbol 1ª división

Empezamos por el caso del fútbol en el cual la opción por la televisión de pago es más que evidente y conocida e incluso aceptada, puesto que la gran mayoría de los partidos, exceptuando dos/tres por jornada, se dan a través de canales de pago llámese Gol TV, Canal + o plataformas digitales como MovistarTV/Imagenio TV. Esto fue en su nacimiento motivo amplio de discusión, pero al final ha sido aceptado porque no ha quedado otro remedio, puesto que el telespectador a aceptado que el poder ver a “su equipo” y disfrutar de los partidos en su casa/bar/dispositivos, es para él disfrute y esparcimiento, al igual que genera economía para el equipo/restauración/intereses del deporte.

Segundo caso eventos del motor menos conocidos

Es evidente, aunque muchos lo desconozcan, que existen canales que ofrecen deportes de motor llegado el punto menos conocidos o seguidos por la audiencia española, pero no a nivel internacional. Estos casos, por poner algunos ejemplos, son el ERC (campeonato Europeo de Rallyes), World Series by Renault (campeonato de circuitos), DTM (campeonato alemán de turismos), Series 24 Horas (campeonato resistencia circuitos), Campeonato de España de Rallyes de Asfalto (campeonato nacional español), Superbikes (campeonato mundial de motociclismo)… e incluso el WRC en algunos momentos. Todos estos eventos congregan un amplio share tanto nacional como internacional, pero la única fórmula, aunque en algunos países se ofrece en abierto, es la fórmula de ofrecer esto vía pago del telespectador porque los ingresos que puede generar el vender espacios de publicidad no genera los costes que suponen los derechos de emisión.

Todos, o muchos, somos conscientes que existen canales como Canal Plus, Motorsport TV, Eurosport u otros que ofrecen la posibilidad de seguir estos deportes, pero como hemos mencionado esta posibilidad pasa por ser de pago para el espectador y de momento aunque a muchos no les guste, es la “única posibilidad” para ver y disfrutar de estos eventos.

Marquez

©Repsol

La picaresca española

Es evidente que el que hizo la ley supuso que se puede y se hace la trampa, así que como hemos indicado que pasa tanto en el fútbol como en deportes de motor al igual que en otros, ha surgido una amplia picaresca para no pagar por ver y disfrutar de espectáculos deportivos, al igual que ocurre en otras temáticas como el cine. Estas opciones pasan en todos los momentos por diferentes plataformas a través de internet que ofrecen las retransmisiones o los vídeos de estos eventos, pero eso si en muchas o en la mayoría de veces con una calidad muy inferior a la que se ofrece en el canal. Esto ha hecho que muchos que no quieren pagar se aferren a este tipo de opciones para disfrutar de los diferentes deportes que se dan “de pago”.

EEUU: país que nos lleva años luz en los canales de pago

Es evidente que Estados Unidos nos lleva años luz en lo que a canales de pago se refiere, es más allí muchos deportes ofrecidos son exclusivos de canales de pago. Esto ha sido aceptado por la sociedad americana, aunque existe como no la posibilidad de picaresca y muchos optan al igual que en España por el no pago y verlo a través de otras fórmulas. La fórmula del pago ha hecho que muchos deportes puedan ser emitidos y seguidos por un número amplio de espectadores, aunque estos deportes no cuenten con grandes apoyos, pero el pago del televidente más el pago de las marcas ha hecho que pueda ser viable una emisión.

Para el que lo desconozca Estados Unidos es pionero en muchos aspectos publicitarios, es más muchos de los publicitarios de todo el mundo fijan sus miradas en el entorno americano para buscar fórmulas que enganchen a los usuarios en otros países. Con esto queremos llegar a concretar que si Estos Unidos es pionero y puntero en muchas fórmulas para explotar la publicidad y generar retorno para las marcas que allí se publicitan en todo tipo de eventos, estos no han sido capaces de generar en muchos casos lo suficiente para que muchos deportes, por no decir la mayoría, financien las retransmisiones y los costes que generan dichos eventos, por ello han optado porque el telespectador sea parte importante para financiar lo necesario donde la publicidad no puede llegar o generar, de ahí que los canales de pago sean el día a día de muchos de los deportes.

La conclusión

El decir que a alguien le gusta pagar y máxime si la tradición ha sido la del no pago, es evidente que es algo ilógico. Tras esto lo lógico es comentar que en estos momentos los costes que suponen las retransmisiones de televisión son altos, máxime cuando en épocas de bonanza se inflaron.  En estos momentos muchos de estos costes no son cubiertos por la publicidad generada, de ahí que finalmente el televidente/usuario comience a ser parte importante de cara a colaborar en el pago por dichos “servicios”, es por ello que finalmente tiene toda la pinta, si nada lo remedia, que finalmente el usuario se convierta en parte financiadora para poder ver y disfrutar de estos dos eventos que ahora comentamos.

Especial Seguimiento Facebook MotoGP Fórmula 1

Tasa tu coche ahora . ¡Es gratis y sin compromisos!

Sobre José González Mayoral

Redactor Jefe - en MotorVSMotor

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies